jueves, 22 de junio de 2017

Wrap Up #27: Abril

¡Hola, hola!

Pues aquí estoy otro mes más subiendo el Wrap Up de abril, tratando de que este mes tampoco se me haga tarde para subir el de mayo. Igualmente, aquí os cuento cuáles fueron mis lecturas durante ese mes.



1. Dos chicos besándose - David Levithan. 4/5.
2. Caraval (Caraval #1) - Stephanie Garber. 4/5.
3. Cress (The Lunar Chronicles #3) - Marissa Meyer. 5/5.

Empecé el mes con mi viaje a Estados Unidos, así que inevitablemente me llevé un libro para el viaje en el avión: Dos chicos besándose. Fue una historia bastante interesante sobre cómo varios chicos homosexuales se reúnen y afrontan la homofobia de formas muy distintas. Fue un libro que me gustó bastante y una lectura muy cortita que merece mucho la pena. Allí mismo, decidí comprar Caraval, un libro que ya había visto varias veces en reseñas o publicaciones de bookstagram. La historia me enganchó bastante, aunque tanto el final como los personajes no me terminaron de convencer. Después de muchísimos meses, finalmente logré terminar Cress que ya llevaba muchos meses con el libro por la mitad y me terminó gustando mucho más que los libros anteriores. Tal vez se debiera a que estaba leyéndolo en digital o que leerlo en inglés me resultaba perezoso en los momentos de exámenes, pero por fin conseguí terminarlo y el final fue fantástico.

¿Y vosotros? ¿Habéis leído o quereis leer alguno de estos libros?
¡Gracias por leer ^^!

miércoles, 14 de junio de 2017

Reseña: No quiero matarte (No soy un Serial Killer #3) - Dan Wells


Título original: I don't want to kill you
Título en castellano: No quiero matarte
Autor: Dan Wells
Saga: 3/6
Editorial: Planeta
Páginas: 432



 CONTIENE SPOILERS DE ENTREGAS ANTERIORES  En No quiero matarte, John vuelve a enfrentarse con el mal, pero esta vez le ayudará Marcy, una de las chicas guapas del instituto que se ha convertido en su nueva amiga. Juntos deberán resolver la gran duda: ¿cuál es la fuerza maligna sobrenatural que está arrasando con las jóvenes?

Tenía muchas ganas de seguir con esta saga porque John Cleaver es un personaje que me ha encantado desde un principio.
Por si no sabéis nada de esta saga, os recomiendo que os paséis por las reseñas de los anteriores libros.




En la tercera parte de esta saga me he encontrado que algunos personajes que en el libro anterior eran más secundarios, como Marci, han pasado a ser fundamentales para el desarrollo de la historia y la evolución del protagonista, mientras que otros han pasado al segundo plano, aunque estando siempre presentes, como Brooke.

Al ser ya la tercera parte, se me hace un poco difícil hablar del libro sin hacer ninguna referencia a los anteriores pero intentaré hacer las menos posibles.

La historia sigue el esquema de las dos anteriores, hay un asesino que hace que el condado de Clayton vuelva a ponerse patas arriba y John siente la necesidad de pararle los pies. Tras el final del segundo libro, no es para nada raro que sea John quien quiera darle caza, pues es por su culpa que un nuevo asesino aparezca por el lugar. Hasta ahí puedo leer. Sin embargo, en este libro se complica un poco más. Aparece la religión, es un nuevo punto a tener en cuenta en las terribles tragedias que azotan al pueblo.

John ahora tiene dieciséis años y acaba de empezar el curso. Su madre le obliga a seguir relacionándose para no parecer raro, para ocultar su verdadera personalidad, así como a seguir las normas que él mismo se había creado desde un principio para no llegar a ser un asesino. No obstante, aunque las complicaciones para seguir estas normas empiezan en el libro anterior, en este se hace aún más difícil. A medida que avanza la historia, vemos que John evoluciona de una manera muy positiva –estoy orgullosa de mi bebé, ay– sin dejar de ser él. Es increíble cómo crece mentalmente en este libro, de las cosas que se da cuenta... Cambia todo su punto de vista, empieza a crear sentimientos, algo que en los dos libros anteriores no habíamos visto.

Marci, la chica de este libro, es una de las populares del instituto y siempre le gusta ir llamando la atención siendo poco recatada. Ella misma admite que lo hace para conseguir cosas que no puede conseguir con una simple charla o lloriqueo. A pesar de esto, Marci me gusta como personaje por su fondo, ya que en realidad es muy centrada y siempre está ahí para ayudar a la gente con lo que necesita. Tiene una capacidad para la empatía impresionante y parece que es psicóloga por naturaleza. Va a tener mucho que ver con la evolución de John, al igual que Brooke, que está mucho más ausente en el libro.

Por los demás personajes, la madre de John sigue siendo muy protectora con su hijo y su subtrama con su hija también me gusta por la evolución aunque pienso que se podría haber desarrollado un poco más. Aunque tampoco me quejo porque lo verdaderamente importante es John y el asesino.

En resumidas cuentas: A medida que voy avanzando en la historia de John, me gusta más y más, y me adentro en el personaje, conociendo sus particularidades y pensando como el. Yo sigo recomendando que la leáis porque, yo no sé si habéis leído otras cosas del autor y no os gustó la forma en la que escribía pero, os aseguro que la manera que tiene en tratar este tema en esta saga... Me parece fascinante e insisto a, al menos, probar el primer libro.


¿Y vosotros? ¿Lo habéis leído o tenéis ganas de hacerlo?
¡Gracias por leer ^^!

jueves, 8 de junio de 2017

Series y pelis por un tubo #14: Abril

¡Hola, hola!

Pues ya estoy aquí con el segundo Series y pelis por un tubo, que estoy viendo a ver si adelanto algo todo lo que tengo atrasado en todos estos meses. Igualmente, más o menos estoy cumpliendo con el reto que me propuse, aunque más menos que más. En el mes de abril vi poquito de películas, así que alguna serie de Netflix sí que llegó a caer.




13 reasons why. 1ª temporada. Netflix.
★★★★★

Clay Jensen tiene que volver al instituto después del suicidio de Hannah Baker, una chica que iba a su clase. No obstante, Clay descubre trece cintas que Hannah ha grabado antes de morir contando en ellas las razones por las que llegó a tomar esa decisión. El tráiler ya me había llamado la atención cuando Netflix estaba avisando del estreno, así que no dudé en verla en cuanto tuve un poco de tiempo. Al final la terminé en un par de días por lo enganchada que estaba. Esta serie es una de las historias más crudas y, desgraciadamente, reales que puede haber en Netflix y, sinceramente, me encantaron cada uno de sus capítulos. Sé que mucha gente la conoce porque se ha vuelto muy popular, pero a mí me tocó cuando apenas la conocía nadie y ya me había gustado muchísimo.


Las chicas del cable. 1ª temporada. Netflix.

★★★★

Este mes también conseguí ver esta serie en un par de días, la cual es la primera serie española producida por Netflix. Sinceramente, me esperaba ver una serie como las típicas de Antena 3 (a las cuales yo estaba algo enganchada cuando era más pequeña) y me daba miedo que no me fuera a gustar. No obstante, a pesar de que así es y es muy similar a Gran Hotel o Velvet, Las chicas del cable me terminó gustando y enganchando al mismo tiempo. No es un gran cambio para las series españolas, pero está bien para pasar el tiempo.



iZombie. 2ª temporada. Netflix.

★★★☆

Pues después de mucho tiempo sin ver esta serie, Netflix había subido la segunda temporada, así que no dudé en verla en cuanto tuve tiempo. El humor sigue siendo bastante cómico y lo único que tiene de sangre o de zombies reales es que la protegonista come cerebros y la sangre aparece en el póster, porque se trata de una serie de crímenes normales y corrientes. En fin, que la serie está muy bien para pasar el tiempo, con varios toques de humor y un argumento que entretiene, pero no tiene mucho más.








Life (2017)
★★★

Como podreis adivinar, me gustan mucho laspelículas de ciencia ficción y adoro Star Wars. No obstante, hace poco empecé a ver toda la saga de Alien que me terminó gustando, aunque no fuera de lo más impresionante que había visto. Life tiene un argumento similar, aunque la criatura es completamente diferente, el argumento es, básicamente, el mismo. Estuvo bien porque entretiene y demás, pero es una clara copia de Alien.


¿Y vosotros? ¿Habéis visto o quereis ver algo similar?
¡Gracias por leer ^^!

viernes, 2 de junio de 2017

Wrap Up #26: Marzo

¡Hola, hola!

Pues por fin os traigo el Wrap Up de marzo, que ya siento como si hubieran pasado mil años de la última vez que traje un Wrap Up al blog. Igualmente, considero que las lecturas en general fueron buenas, ya que tampoco esperaba leer mucho más a causa de los exámenes que tenía.



1. El campamento (Aquí y ahora #0.5) - Javier Martínez. 3,5/5.
2. La casa de Hades (Los héroes del Olimpo #4) - Rick Riordan. 4,5/5.
3. Títeres de la magia - Iria G. Parente y Selene M. Pascual. 4,5/5.

Pues empecé el mes de marzo leyendo el spin-off de Aquí y ahora, una trilogía que me había recomendado un amigo. Fue una lectura muy rápida que apenas me duró unas horas, así que está bien si quieres adelantar lecturas y además te entretiene. Simultáneamente estaba leyendo La casa de Hades, ya que quería continuar con la saga de Rick Riordan y lo cierto es que el final fue increíble. Me dejó con muchas ganas de más. Seguí el mes con una lectura que ya sabía que me iba a gustar: Títeres de la magia. Sueños de piedra fue una de mis lecturas favoritas en 2015, y Títeres de la magia, al ser el spin-off (y con Hazan, que me encanta, pls), sabía que me iba a encantar. Es cierto que la trama flojea un poco en cuanto al contenido, pero los feels me ganaron en la puntuación, sorry not sorry.

¿Y vosotros? ¿Habéis leído alguno de estos libros o tenéis ganas de hacerlo?
¡Gracias por leer ^^!

martes, 30 de mayo de 2017

Reseña: La casa de Hades (Los héroes del Olimpo #4) - Rick Riordan

Título original: The House of Hades
Título en castellano: La casa de Hades
Autor: Rick Riordan
Saga: 4/5
Editorial: Montena
Páginas: 528
Un ejército de monstruos. Siete chicos al límite de sus fuerzas y solo unas horas para salvar la humanidad... Gaia, la madre tierra, se ha propuesto destruir el mundo de los mortales con sus tropas de monstruos y gigantes, y solo hay un modo de impedirlo: cerrar las Puertas de la Muerte, por donde estas criaturas están escapando de los infiernos. Y, lo más importante, hay que hacerlo desde fuera... y desde dentro. Hazel, Nico, Piper, Leo, Frank y Jason han descubierto que la parte exterior se halla en Grecia, en el templo de Hades, dios del inframundo, aunque tienen un largo viaje hasta allí e ignoran a qué deberán enfrentarse cuando lleguen. Mientras, Percy y Annabeth se encuentran en algún lugar al otro lado, luchando por su supervivencia, por encontrar las puertas... y por salir antes de que sea demasiado tarde.
¡Cuidado! Contiene spoilers de los libros anteriores.

¡Hola, hola!

Hacía bastante que no traía una reseña por el blog, ¿no? Lo cierto es que tengo un montón acumuladas, aunque intentaré ponerme al día con casi todas esperando llegar a los libros de mayo en menos de quince días (parece imposible para mí, lo sé).

Pues este libro hacía un montón que lo tenía, ya que me recomendaron leer la saga muy seguido, sobre todo después de La marca de Atenea, que el final había sido bastante doloroso. Lo cierto es que tenía muchas ganas de ver lo que ocurría después. No obstante, no empecé el libro hasta hace poco y lo tomé con muchísimas ganas, así que no tardé tanto en leerlo como creía.

Percy y Annabeth han caído al Hades donde tendrán que pasar por duras pruebas para conseguir cerrar las Puertas de la Muerte, mientras que sus otros compañeros, Leo, Hazel, Frank, Piper, Nico y Jason tendrán que cerrarlas por el otro lado para así evitar que Gaia despierte. Toda clase de monstruos y gigantes tratarán de detenerlos y no podrán contar con la ayuda de los dioses, ya que estos se encuentran en debates entre sus personalidades tanto griegas como romanas. ¿Conseguirán los ocho héroes detener el resurgimiento de Gaia, a pesar de todos los baches que se interpondrán en sus caminos?

Tengo que admitir que esta reseña puede ser un poco larga porque quiero extenderme algo más en los personajes que en la trama en sí, aunque ya comentaré algo de esta también.

Siempre he admirado lo grande que es Rick Riordan al construir personajes. Desde los libros de Percy Jackson, este autor me ha enamorado con ese personaje libro tras libro porque, a pesar de tener una gran capacidad de liderazgo, Percy también es un personaje encantador con el que no te puedes parar de reír, esté en la situación que esté. De Annabeth siempre he pensado que es la chica más lista que Atenea pudo haber concebido y siempre he admirado su capacidad de adivinar acertijos (como ya pudimos ver en La marca de Atenea). No obstante, las personalidades de estos dos personajes se ven apagados debido a la situación en la que se encuentran: ambos están en el Hades y ninguno de los dos conoce la forma de escapar del lugar. Tengo que decir que, a pesar de no encontrarme con los típicos personajes que ya habíamos conocido en Percy Jackson, ha sido una forma original de presentarnos a los personajes de esta forma en esa situación: partes en las que ni ellos dos saben si van a sobrevivir. Rick Riordan los transformó en algo mucho más humano que nunca, aunque ambos mantuvieran sus rasgos principales (todo sin perder su esencia). Así que sí, La casa de Hades me ha mostrado las personalidades, aunque muy heroicas, también las partes más humanas de estos personajes que siempre he admirado.

Caben destacar a otro personajes que desde el principio siempre me han gustado (uno por influencias de otras personas y el otro porque, simplemente, adoro su personalidad). Este autor tiene un don para hacer personajes de lo más queridos tan solo por su inocencia y lo adorables que llegan a ser, además por hacernos estallar a carcajadas. Leo Valdez para mí se ha convertido en uno de los personajes más desarrollados durante esta saga y siempre le he tenido cariño, desde El héroe perdido por los toques de humor similares a los que tiene Percy y los cuales me encantan. En La casa de Hades, Leo tiene la capacidad de demostrar su valor por sí mismo (aunque ya lo hemos visto las grandes cosas que ha construido. Ejem, ejem, el Argo II es el mejor barco del mundo), pero esta vez de una forma de las que menos esperaba. En segundo lugar, por fin llegamos a conocer un poco mejor el personaje de Nico, el hijo de Hades, quien siempre ha estado en las sombras (literalmente) y quien, para mí, poco a poco está llegando a evolucionar y salir del cascarón. Adoro este personaje por su sarcasmo (era necesario en esta saga. Gracias por tanto, Rick) y el contraste que ofrece con el de Percy o con el de Leo. No quiero decir mucho más de este personaje porque creo que hablaré más de él en el quinto libro, pero solo quería destacarlo, ya que a mí me parece maravilloso. Frank para mí también ha evolucionado bastante desde el principio, ya que lo conocimos en El hijo de Neptuno como un chicho tímido quien estaba colado por Hazel. No obstante, eventualmente este personaje termina tomando las riendas de liderazgo y evoluciona a alguien más valiente y seguro de sí mismo de lo que estaba al principio. Esto último también ocurre con Hazel, aunque más que no ser valiente, ella siempre intentaba pasar desapercibida y con demasiado miedo en el cuerpo. No obstante, en La casa de Hades el personaje de Hazel se desarrolla a una persona más fuerte y valiente.

Ya sé que ahora me tocaría hablar de Jason y Piper, pero, sinceramente, a mí estos personajes no me suelen dar mucho más. Jason, al menos, me parece más relevante para la trama y tal vez, puede ser que Rick podría haberlo dado mucho más de sí. No obstante, estos dos personajes no me llaman especialmente la atención, pero sí que debo decir que a Jason, inevitablemente, le he cogido mucho cariño desde La casa de Hades.

¿Y qué puedo decir sobre la maravillosa trama que envuelve estos libros? Que además de ingeniosa y divertida, siempre te deja con ganas de más. Pocas veces puedes cerrar el libro sin pensar en lo que ocurrirá después o lo que los personajes llegarán a conseguir. La casa de Hades te ofrece una gran mezcla de sensaciones agridulces que conducirán al lector desde las risas hasta las lágrimas. Sin lugar a dudas, el humor que contiene a lo largo de las páginas de la saga, es un buen aliciente para continuar la lectura. No obstante, en el cuarto libro ya nos encontramos con la trama mucho mejor desarrollada, y a pesar de contener algunas historias secundarias, ya nos percatamos de lo mucho que está avanzando la historia. Personalmente, contemplar a los personajes en diferentes perspectivas y situaciones es lo que más me ha gustado de este libro, aunque también, por supuesto, las grandes escenas de acción o toques de humor.

En todas las reseñas que hablo sobre los libros de Rick Riordan, me gusta siempre dejar un espacio para admirar la gran documentación y la relación de mitos griegos con sus historias. Es impresionante la forma en la que el autor hila esas historias clásicas con relatos de ficción contemporáneos simplemente resaltando el carácter de un dios del Olimpo o de un gigante o monstruo. Además de aprender muchísimo sobre literatura clásica (tanto Jasón y los Argonautas, como La ilíada, como con simples mitos griegos), Rick Riordan consigue que también disfrutes al cien por cien de los libros. Yo siempre he sido muy fan de la mitología griega ─y sí, más que de la romana, cabe decir─, pero es que este autor me anima a que aprenda mucho más sobre la mitología de cualquier tipo. Es fantástico.

Y bueno, no puedo decir mucho más de Rick Riordan que no haya dicho ya durante toda la reseña, solamente que es un genio y que ojalá siga escribiendo muchísimo más sobre cualquier tipo de mitología. Yo siempre estaré encantada de aprender mitología leyendo historias que te enganchan desde el principio hasta el final. Y si hablamos de la maravillosa dedicatoria que estaba al principio de La casa de Hades...: "A mis maravillosos lectores: perdón por ese último suspense. Bueno, no, en realidad no. JAJAJAJA. Pero de verdad, os quiero chicos". Hay que querer a este hombre sí o sí.
En definitiva, La casa de Hades mejora mucho más que sus predecesores al empezar a desarrollarse bien la trama principal, la cual sigue llena de datos interesantes sobre las mitologías tanto griegas como romanas. Como siempre, estos libros contienen ocho personajes que llevarán desde las risas hasta las lágrimas y que engancharán al lector de una forma que no podrá separarse de sus páginas. Tengo muchas ganas de ver lo que ocurrirá con La sangre del Olimpo.




1. El héroe perdido
2. El hijo de Neptuno
3. La marca de Atenea
4. La casa de Hades
5. La sangre del Olimpo

¿Y vosotros? ¿Lo habéis leído o tenéis ganas de hacerlo?
¡Gracias por leer ^^!

viernes, 26 de mayo de 2017

Series y pelis por un tubo #13: Marzo

¡Hola, hola!

Sé que hace mucho tiempo que no estoy por aquí (un mes, básicamente), pero por culpa de los exámenes de la universidad no he tenido tiempo de ponerme con el blog, leer o subir algo a bookstagram. Igualmente, tengo muchísimas ganas de continuar la actividad con el blog, así que prepararé algunas entradas para subir más eventualmente, aunque no creo que vuelva a estar igual de ocupada que en mayo.

Sin más dilación, ¡os presento las series que vi en marzo! (Que mira que ya hace tiempo...).







Iron Fist. 1ª temporada. Netflix.
★★★★

Tengo que admitir que las series de Netflix de superhéroes me suelen dejar algo agridulce. Jessica Jones me encantó, pero, por ejemplo, Daredevil y Luke Cage no me dieron mucho más. No obstante, decidí darle otra oportunidad a Iron Fist porque el tráiler me había parecido bastante interesante, así que me puse a ello. Al final la serie me terminó gustando. No acabó siendo una de mis favoritas, pero lo cierto es que estuvo bastante entretenida y seguramente siga viendo más series de este tipo.


Criadas y malvadas. 4ª temporada.
★★★★☆

Esta serie es una de mis favoritas, ya que son de las del tipo que no puedes no puedo parar de reír durante la temporada por todas las tramas simultáneas que contienen. Es muy similar a Mujeres desesperadas y lo cierto es que me dio una pena horrible que terminara, sobre todo si el final es tan abierto. En fin, espero que los productores de este tipo de series no se desanimen y continúen saliendo series de este tipo.



¿Y vosotros? ¿Las habéis visto o tenéis ganas de verlas?
¡Gracias por leer!

domingo, 30 de abril de 2017

Reseña: El chico de las estrellas - Chris Pueyo

Título original: El chico de las estrellas
Título en castellano: -
Autor: Chris Pueyo
Saga: No
Editorial: Destino
Páginas: 208
Érase un niño que jamás vivió más de dos años seguidos en una misma casa, por lo que decidió pintar las paredes de todas sus habitaciones con estrellas. Su rechazo al colegio y una familia inusual le empujarán a emprender un viaje donde no todo serán constelaciones y pedirle deseos a la luna. Es hora de bajar al barro, equivocarse con una princesa y terminar encontrando un príncipe… ¿o no?
Sus ansias de libertad, tres antídotos de supervivencia y unas botas plateadas le acompañarán por un mundo muerto donde los sueños llegan descalzos y despeinados a Ninguna Parte.
¡Hola, hola!

Hacía mucho tiempo que no subía una reseña al blog, así que empezaba a ir tocando. Esta vez es de un libro que me terminé con rapidez en febrero y que me impactó una forma increíble. El chico de las estrellas no era un descubrimiento para mí, debo admitir. El mundo de blogger estaba repleto de este libro y tal vez eso es lo que más me echó para atrás, aunque tuve que ignorar su preciosa portada. No obstante, hace poco vi este libro en la librería que suelo frecuentar y no me pude resistir a hacerme con él. Iba con una ligera impresión de lo que podría ser este libro, aunque de todas formas me sorprendió, ya que no era del todo como esperaba.
«El chico de las Estrellas no era especialmente guapo, ni demasiado alto, ni exageradamente gracioso, pero era la persona con más ganas de ser feliz que he conocido nunca.»
El chico de las estrellas gira en torno a Chris, un chico que, como bien nos muestra ya en sus primeras páginas, sufre acoso escolar por su homosexualidad. Nunca había leído libros autobiográficos, así que no puedo compararlo demasiado. Sin embargo, puedo decir que este libro brilla por su esencia, ya que la forma que te expresa el autor todos sus sentimientos es muchísimo más humana, más cercana de lo que te podrías imaginar, sobre todo a través de las palabras que Chris utiliza en sus páginas. Por supuesto, hay algunas actitudes del personaje que me han gustado más o menos, pero tan solo podría decir, en este lugar, que todos somos humanos y que cada uno aprendemos de nuestros errores como se pueda. La evolución de Chris como persona ha sido increíble y conmovedora, ya que hace reflexionar al lector y ayuda a aquellos que están pasando por la misma situación. A pesar de que se encuentran personajes en este libro y que cada uno de ellos son importantísimos para la trama y la vida de nuestro Peter Pan ─tal y como él se hace llamar en las redes sociales─, creo que lo más importante es destacar la actitud de nuestro personaje principal. Aun así, los secundarios no dejan de ser relevantes, gracias a que todos ellos logran construir una parte de él.

La forma de presentarnos la historia de su vida, la cual está rodeada de dolor y sufrimiento, impacta en el lector de una forma que poco se espera. Su narración en tercera persona logra acercarnos a él, debido a que se dirige en sus propias páginas al lector y, como bien dice una amiga mía: "juega con las palabras de tal forma, contándote su historia, que entra dentro de ti". Lo que me gustó mucho del autor es que juega con la dualidad del personaje. Es decir, muestra al Chico de las Estrellas en tercera persona, aunque todos los lectores llegamos a la conclusión de que se trata del autor. Creo que no hubo ningún momento en el que su historia no me hiciera sentir alguna emoción desde la rabia más profunda hasta la tristeza o empatía. Y sí, duele decir que Chris no solamente ha contado su historia, sino la de miles de personas por el mundo que sufren los mimos abusos e indecisiones y que muy pocas personas son capaces de ayudarles. El autor también juega con la tipografía tratando de llamar la atención del lector, además que el libro completo está escrito en azul.
«Y es que las propias víctimas se quedan calladas por miedo. Que si nadie ayuda, si nadie sabe qué hacer, los pasillos de baldosas amarillas, blancas, azules o del color que sean, seguirán siendo un infierno»
Lo cierto es que, cuando empecé este libro, no me esperaba que fuera una autobiografía. No obstante, poco después todo lo que me rodeaba desapareció y me pude introducir en las páginas de una manera magnífica. Ojalá todos los escritores nos hicieran sentir con simples palabras todo lo que Chris Pueyo me ha podido hacer sentir en estas pocas doscientas páginas. Formar parte de la vida del autor ha sido, simplemente, maravilloso. Además, me ha parecido precioso el mensaje que ha querido mandar a cada uno de sus lectores: primero acéptate a ti mismo para que los demás también puedan hacerlo y lucha, lucha hasta el final.

No conocía a Chris Pueyo de antes, pero después de esta preciosidad de libro estoy segura de que continuaré leyendo más cosas de él, aunque simplemente sean historias ficticias.

Siento no poder decir mucho más de este libro, ya que para que se logre comprender este libro, creo que uno debe leerlo y reflexionar sobre las palabras que contienen cada una de las páginas. Os puedo asegurar que mi libro está lleno de post-its con frases memorables de las que cada uno de nosotros tendría que tener en su cabeza.
En definitiva, El chico de las estrellas ha sido una experiencia maravillosa, la cual me introdujo en el precioso mundo de las autobiografías de una forma muy ligera con un deleite de narración. Cada una de las palabras del autor se introduce en tu corazón para impregnarte de diferentes emociones y dejar en tu cabeza un mensaje memorable, además de entrañable. Pienso leer mucho más de este autor y el primero será en cuanto saque su próximo libro.

¿Y vosotros? ¿Lo habéis leído o tenéis ganas de hacerlo?
¡Gracias por leer ^^!