domingo, 24 de abril de 2016

Reseña: Conexión (Desconexión #4) - Neal Shusterman

Título original: UnDivided
Título en castellano: Conexión
Autor: Neal Shusterman
Saga: 4/4
Editorial: Anaya
Páginas: 472
La Ciudadanía Proactiva, la compañía que creó a Cam a partir de órganos de adolescentes desconectados, tiene para él oscuros planes militares. Pero, por debajo de ese horror, yace otro horror igualmente impactante: el hecho de que la Ciudadanía Proactiva lleva años suprimiendo la tecnología que podría hacer completamente innecesaria la desconexión. Mientras Connor, Risa y Lev descubren estos impactantes secretos, los airados jóvenes empiezan a protestar, exigiendo justicia y un futuro mejor. Pero aparecen nuevos problemas: el grupo de “niños de la cigüeña” liderados por Starkey se va convirtiendo en más potente y combativo con cada nuevo reclutamiento. Si consiguen lo que pretenden, destruirán las cosechadoras hasta los cimientos y pondrán a cada uno de los adultos que encuentren en ellas ante un pelotón de fusilamiento... lo cual podría acabar con cualquier posibilidad de un futuro pacífico para el mundo.
[¡Cuidado! Contiene spoilers de las partes anteriores]

¡Hola, hola!

¿Qué tal? ¿Todo bien? ¡Espero que sí! Quería felicitaros el Día del libro, el día en el que vamos a dejarnos los ahorros comprando libros jajajaja.

Pues hoy os traigo la reseña de Conexión que no hace mucho que salió a la venta y tenía unas ganas terribles de hacerme con él. Finalmente, lo tuve entre mis manos y cuando empecé no pude parar a leerlo.
[sin spoilers de este libro]

Nada más que salió a la venta este libro no pude esperar a tenerlo en mis manos. La saga de Desconexión la había comenzado hace apenas un año, pero me terminé los tres primeros libros en unas pocas semanas debido a lo maravillosos que me habían parecido. No obstante, a pesar de que Inconexión me pareció el más flojo de los tres, sabía que Conexión no me iba a decepcionar para nada.

En esta última parte de la saga de Desconexión, volvemos a encontrar a  Connor, Risa y Grace que están más esperanzado que nunca tras de descubrir la máquina que fabrica órganos que puede terminar con el mundo de la desconexión. No obstante, muchos obstáculos se ponen contra ellos como, por ejemplo, la propia Ciudadanía Proactiva que trata de utilizar todos los recientes acontecimientos de Camus Agrex para los militares. A su vez, también se encontrarán los piratas de partes que estarán detrás del ASP de Akron más que nunca. A todo se le suma el famoso Club de la cigüeña liderado por Mason Starkey que se hacen cada día más fuertes y violentos. Sin embargo, esto no desanima a Connor, que está dispuesto a cambiar la mentalidad de una sociedad entera y eliminar la desconexión para siempre.

Tengo que coger aire para hablar sobre los personajes de esta saga porque algunos han tenido una evolución enorme a lo largo de los libros. Es impresionante el cariño que les puedes coger en unos cuatro libros y acompañarlos por aventuras tan terribles como es el mundo de la desconexión. Connor siempre fue un chico que me agradó desde un principio al que siempre había visto madera de líder. Es fuerte, carismático y sabía lo que quería y cuándo lo quería. He tenido varios altibajos con este personaje porque en Inconexión me había repateado bastante con el tema de Cam. A pesar de todo ello, en esta última parte vuelvo a encontrar el Connor que había perdido —aunque al principio todavía me parecía pesado con el tema— y, de verdad, chicos, él es un personaje fascinante. No solo tiene la madera del líder del comienzo, sino que también se puede ver la verdadera parte humana del personaje. Y es que lo que tiene Neal Shusterman es que construye tan bien los personajes que parecen completamente reales. A pesar de ser fuerte, el chico también puede tener sus altibajos como cualquier persona y eso lo muestra, cosa muy pero que muy importante para mí.

Otro que tengo que destacar es mi personaje favorito de la saga, Camus Agrex, también conocido como Cam. Su historia comenzó en Reconexión y me abrumó de una forma como nunca lo había hecho un libro. Cam y la historia del reconectado, el chico que a partir de órganos de desconectados se había convertido en un ser completamente nuevo. Este personaje siempre ha abierto debate entre aquellos que lo leían sobre si verdaderamente era humano, si de verdad se podría crear un alma como lo habían hecho con él. Cam me enamoró no solamente por la complejidad que conllevaba, sino también por su actitud de luchar por lo justo, y no solo por su encaprichamiento con Risa. La actitud del chico me ha encantado mucho más que en Inconexión, si eso hubiera sido posible (si me escucháis decir «puto amo» por casa ni os lo creéis). Y sí, este es uno de los personajes que evolucionan durante toda la saga, ya que solamente en el comienzo es un chico débil y, poco a poco, se convierte en una persona fuerte que lucha por lo que él desea. (Fan de Cam detected)

Por supuesto no podíamos dejar de lado a Lev que como ya dije en Inconexión, este es el personaje que sufre una evolución radical. De diezmo —un voluntario para la desconexión— pasa a ser aplaudidor —una sociedad terrorista que contiene explosivos en la sangre y, por ello, cuando aplaude, explota— y de esto... ¡no sé, me perdí! Vale, no, y luego nos enteramos que forma parte de una tribu. Se convierte en un personaje fortísimo que, a la vez que Cam, también conoce lo que quiere y trata de luchar por ello. Por otro lado, se encuentra Risa que me gustó en el primer libro, pero que empezó a flojear en el segundo y en el tercero. Sí que me he percatado de una pequeña mejora en el último libro, pero lo cierto es que no lo hace lo suficiente para llegar a gustarme. Así que no, Risa, lo siento, pero me eres un poco indiferente. No obstante, este personaje tiene una gran importancia en los libros, aunque no tenga nada que ver con que me caiga bien o mal.
Prefiero ser parcialmente genial que ser completamente inútil.
También podemos hablar de los personajes secundarios como Grace, quien en el último libro me había sorprendido por su carácter independiente, fuerte y sabio. En esta parte de la saga, a pesar de no aparecer tanto como yo querría, se ha llegado hasta convertirse en mi personaje favorito femenino de la saga de Desconexión. También se encuentran otros personajes que anteriormente se habían dejado más en un segundo plano como Una, Bam o Jeevan, pero no olvidemos a alguien: ¡Hayden! Este personaje me enamoró en Reconexión y durante Inconexión fue el personaje que me había gustado tantísimo. Bien, pues en la última parte este personaje no decae con su constante sarcasmo y sus ganas de poner las cosas en su sitio. Era cierto que Connor fue el líder del Cementerio, pero yo siempre pensé que Hayden tampoco lo hubiera hecho mal. *SPOILER* Y bueno, a Hayden le debemos que todo el mundo de la desconexión se haya acabado, porque si no fuera por la gente reunida... *FIN DE SPOILER*

Y como sabéis si habéis leído algo de la saga de Desconexión, es que hay una amplia gama de antagonistas. Lo peor de estos libros es que no sabes quién puede ser el bueno y quién puede ser el malo o ambas cosas (es decir, que es bueno pero solamente mira por sus intereses). En primer lugar y lo más visible desde el primer libro son los de la brigada juvenil que buscan el ASP de Akron desesperadamente. No obstante, a lo largo de la saga se añaden los piratas de partes que son un mercado negro de desconectados donde el más destacado de todos es Nelson, un policía de la brigada juvenil al que Connor aletargó en Desconexión y que se ha convertido en un pirata de partes deseoso de venganza. Por supuesto, en el último libro también se añadió Argent, el hermano de Grace y un antiguo fan de Connor, quien se sintió muy herido cuando su héroe trató de escapar de él y se llevó a su hermana consigo. Ahora, Argent y Nelson caminan de la mano para atrapar a Connor Lassiter, el ASP de Akron para la venganza que siempre están deseando. También está el famoso Club de la cigüeña liderados por el famoso Mason Starkey que decidió acabar con el mundo de la desconexión de una forma más violenta: atacando y matando todas las cosechadoras del país. Y, no contra los ASP sino contra la eliminación de la desconexión, también nos podemos encontrar con la Ciudadanía Proactiva que borró toda alternativa para que nadie tuviese pasar por una cosechadora. Bien, pues si todo esto no fuera suficiente, también como propios antagonistas nos podemos referir a toda la sociedad: no se sabe si es amigo y enemigo, si pueden avisar o no a la brigada juvenil. Todos estos antagonistas vuelven a aparecer en Conexión en manada, para dar un último toque a este final maravilloso. Todos se vuelven más malos, más duros y más difícil de superar para nuestros queridos protagonistas.
La resistencia pasiva solo funciona si el camión no está dispuesto a atropellarte y este camión lo está. Lo que necesitamos es un término intermedio. Necesitamos ser lo suficientemente ruidosos y convincentes para ser escuchados pero lo suficientemente cuerdos para que la gente escuche.
Después de haber vivido diferentes fases con los personajes, en Conexión nos encontramos con una trama mucho más madura y sostenida donde nuestros protagonistas más evolucionados dan su granito de arena para terminar con el mundo de la desconexión, siempre a su manera. La trama Conexión sigue siendo parecida a las anteriores y, aunque al principio es un poco lenta, no tarda en coger nada de ritmo. Atrapa al lector de una forma en la que no paras de leer y tienes que pasar una página tras otra. Eso sí, como siempre, se desarrollan varias subtramas con diferentes personajes en diferentes situaciones y eso es lo que más me ha gustado. Y sí, queridos amigos, Neal Shusterman no es ningún santo porque el final me dejó boquiabierta y en las últimas cincuenta páginas hace sufrir al lector como si no hubiera mañana. Cam, Connor, Risa, Lev, Starkey, Hayden, Sonia, Grace, Nelson, Argent y hasta el dependiente de la esquina me hicieron llorar. Reconexión era muy difícil de superar porque la segunda parte de la saga me encantó por su gran trama principal y por los nuevos personajes que aparecían (entre ellos, mi querido Cam). Pero, en mi opinión, este libro lo ha superado con creces en todo lo relacionado con la trama y los personajes. Como ya he dicho anteriormente, estos últimos por su evolución, pero creo que la trama más bien ha sido por las muchas ganas que tenía de ver cómo finalizaba todo. El autor podía hacer dos cosas: o cagarla y decepcionarnos o no cagarla y encantarnos. Afortunadamente, la última opción fue la que me hace darle tan buena nota. Bien hecho, Neal.

¡Por favor, una mención a todos los temas que se tratan en los libros! Sobre el aborto, la pena de muerte (aunque no mueren, pero es muy parecido) y lo que hacer con el vandalismo juvenil. Neal Shusterman trata temas súper importantes que forma parte de nuestro día a día. ¡De cómo a la gente le puede parecer normal que unos jóvenes acaben medio muertos solo porque sus padres lo han querido! ¡Y sobre lo de colar la cigüeña y mandarlos a desconectar por no ser sus hijos! Muchas veces que estaba leyendo me ponía muy furiosa con este tipo de gente porque no podía comprenderles. ¿Cómo puedes mandar a tu hijo, a quien has criado durante media vida, a que te metan un sueño profundo y le quiten sus órganos para dárselos a otros? Bien, la respuesta es sencilla: manipulación. Ya sea por parte de los medios o por parte de otra gente, y ya se puede ver que el mundo de la desconexión está plagada de artículos, leyes y anuncios que incitan a desconectar a su hijo solo por ser un poco «rebelde». Toda la sociedad lo trataba como algo «normal». Me echaba las manos a la cabeza, de verdad.

Por supuesto, la última parte de Desconexión no deja de tener el mismo formato que las otras partes. Vuelve a estar situado en ese mundo cruel y loco que tanto nos ha gustado a lo largo de los otros tres libros y también nos volvemos a encontrar los artículos (reales, como siempre) más alucinantes del universo. Además, también nos encontramos con las pequeñas noticias mucho más agresivas que en las otras tres partes sobre la desconexión y las nuevas medidas que está tomando la Ciudadanía Proactiva. Eso siempre me ha gustado mucho de los libros de Neal Shusterman, que siempre añade material adicional además de la historia (como los artículos de la vida real sobre temas relacionados que también de tratan en la desconexión o las noticias de este mundo sobre campañas, leyes o nuevas medidas de empresas relacionadas con los temas de la desconexión).

La pluma de Neal Shusterman vuelve a dejarme sorprendida una vez más. La historia de Conexión vuelve a dividirse tal y como los anteriores, en tercera persona pero centrándose en diferentes personajes. Lo que siempre me ha gustado del autor y la forma en la que divide los capítulos es que no solo se centra en los personajes principales, sino que también puede ser cualquier persona. Eso sí, esta vez todos los personajes que comienzan el capítulo soy especialmente relevantes para la trama. Me parece que en los anteriores libros algunos no influían casi nada, sino que el autor solo quería enseñar su punto de vista. No obstante, aquí son relevantes cada uno de las personas nombradas en los capítulos.

Y al final la reseña me ha salido más larga de lo normal porque ya sabéis que yo no me suelo extender tanto; pero creo que la ocasión merece que le de más importancia. Tengo que decir que me da mucha pena no volver a leer sobre la desconexión ni sobre los protagonistas, pero estoy segura que algún día terminaré leyéndome los libros de nuevo porque han sido alucinantes. Creo que se ha convertido en una de mis sagas favoritas.
En definitiva, Conexión es el cierre de la saga Desconexión y que cuenta con unos personajes increíblemente evolucionados que han terminado gustándome muchísimo. Además, la trama mejora a lo largo de los libros hasta acabar rompiendo fuerte en esta última parte con un final que me ha sorprendido a la vez que me ha gustado mucho. Recomiendo esta saga a todo el mundo porque, además de estar entretenida, trata temas muy importantes del día a día.

4. Conexión

¿Y tú? ¿Lo has leído o tienes ganas de hacerlo?


¡Por cierto, espero que hayáis pasado un genial Día del libro y Sant Jordi! Yo aquí os enseño mis nuevas adquisiciones con mi mejor amiga:

Una foto publicada por Infinite Books ♡. (@infinitebooksbg) el



¡Gracias por leer ^^!

15 comentarios:

  1. Hola, pues esta no es una saga que tenga en mente leer... tengo tantas que no me da la vida para tanto pero me alegro que la disfrutaras!

    besos

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    No he leído ningún libro de esta saga ni me planteaba leerlos hasta que he leído tu reseña y bueno.. no sé. Tengo que pensarlo xD
    Un saludo ^^

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola, Sandra! :)
    Lamento no poder leer la reseña, pero ya sabes que me quedé en Desconexión y no quiero spoilearme nada sin querer. Sin embargo, por la nota que le has puesto, puedo deducir que te ha gustado muchísimo y que ha sido un final de saga más satisfactorio. Eso me gusta y cuando llegue el momento, espero que me pase lo mismo que a ti.

    Te mando un beso enorme y te deseo un bonito inicio de semana♥

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola guapísima! Me pasó rápidamente por tu reseña para dejarte un comentario que te dice que no la he leído completamente porque no me quiero enterar de nada y porque será un libro que caerá muy pero que muy pronto. Viendo tu puntuación sé que lo voy a disfrutar tanto como sus entregas anteriores y me encanta que los personajes, en este libro final, haya quedado con unas ideologías bien marcadas y te hayan gustado mucho. ¡Un besote! <3

    ResponderEliminar
  5. Hola guapísima! Tengo un montón de ganas de leer este libro!😍 por cierto, gracias por pasarte! Me quedo yo también!!

    ResponderEliminar
  6. Hola guapa,
    No termina de convencerme, además son tantas las sagas que tengo empezadas que por ahora lo dejo pasar.
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Hola!
    Esta saga la tengo entre mis pendientes y espero empezarla pronto, pero como quiero ser un poco más responsable con mis lecturas, estoy esperando acabar dos sagas/trilogías empezadas antes de empezar una nueva.
    Gracias por la reseña.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. ¡Hola!
    Hace tiempo que quiero leer esta saga, me alegra ver que va manteniendo la calidad. Gracias por compartir.
    Saludos^^

    ResponderEliminar
  9. ¡Hola!
    Yo lei hace tiempo desconexión y empece reconexión pero esta en un pequeño paron lector y me quede atascada con él. Pero estoy deseando retomar la saga.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  10. Este me lo apunto, lo mismo se lo recomiendo a mi chico

    ResponderEliminar
  11. Hola, no tendras algun link para descarga no, esta diponible el ultimo libro en mi pais :/ y de verdad muero por leerlo, solo se leer español gracias muy interesante tu reseña haces q me sea mas dicicil esperar :)

    ResponderEliminar
  12. Esta saga es genial, super emocionante , gracias por tu reseña, me ha sido imposible conseguir el libro 4 (conexion) si me lo puedes compartir te agradeceria mucho, mi mail es sycalder@hotmail.com

    ResponderEliminar
  13. Hola me encanta esta saga, muy buena tu reseña pero me quede en el libro 3, será posible que me puedas apoyar con el 4 (conexion) no lo e encontrado en español y si te sirve te puedo intercambiar otras sagas, mil gracias mi correo es kryztke@hotmail.com

    ResponderEliminar
  14. Hola :) queria suplicarte que si tienes el libro me lo envies a mi correo teitor46@gmail.com te lo ruego, no lo encuentro por ninguna parte y estoy desesperada :(

    ResponderEliminar
  15. holaaa porfa si tienes el 4to libro me lo puedes pasar me encanto la saga pero estoy que busco el ultimo y no lo encuentro seria genial si me lo puedes pasar porfaa
    mi correo: katty.alin@gmail.com

    ResponderEliminar

¿Me vas a dejar un comentario? ¿En serio? *-* ¡Pues muchísimas gracias :3! Recuerda que puedes decirme tu opinión sobre lo que digo sin críticas ni insultos. Por favor, no dejes spam a no ser que esté acompañado de un comentario de la entrada.. Espero que continúes visitándome y comentando en el blog. ¡Muchos besos!